Los libros son, también, un vehículo estupendo para la formación del carácter desde la infancia y una herramienta muy útil para la tarea educativa de los padres. Ese afán de aglutinar la experiencia profesional y personal para ayudar a los más pequeños a crecer en autoestima ha sido, al menos, el propósito principal que ha llevado a Montse Erostarbe, psicóloga de la Clínica Universidad de Navarra en la sede de Madrid, a publicar seis cuentos infantiles en los que, de forma lúdica, se habla de anticipar fracasos, afrontar los miedos, vencer la vergüenza, ordenar el apego o superar los celos. 

Bajo el sugerente título de “Sé que puedes”, a través de diferentes historias protagonizadas por un niño y una niña, y de las ilustraciones de Mónica Calvo, Erostarbe ofrece material de ficción para los lectores infantiles, y posibilidades de reflexionar para los padres, que pueden aprovechar el hilo de los cuentos para iniciar conversaciones con sus hijos sobre los temas que van surgiendo entre las aventuras del relato, “fortaleciendo también el vínculo”.  Comparaciones entre hermanos, la necesidad de ser mirados por los padres de manera específica, la aparición de miedos diversos, la timidez, la inseguridad o la obediencia son cuestiones que van aflorando durante estas páginas editadas por Bruño que sirven, también, “para educar, dar orientaciones y compartir experiencia” de la doctora en Psicología de la Unidad de Neuropediatría de la Clínica.   

“Las vivencias familiares más tempranas pueden llegar a convertirse en un magnífico referente para crecer con confianza en uno mismo y en los demás”
Montse Erostarbe

Psicóloga de la Unidad de Neuropediatría de la Clínica Universidad de Navarra.

Erostarbe considera que “la familia, especialmente los padres, juegan un papel esencial en la construcción del autoconcepto de los niños durante las primeras etapas de desarrollo. Las vivencias familiares más tempranas pueden llegar a convertirse en un magnífico referente para crecer con confianza en uno mismo y en los demás. Los padres tienen un papel protagonista en este sentido y pueden ayudar desde la relación con sus hijos en el fortalecimiento de su futura autoestima. Un vínculo fuerte y sano entre padres e hijos es un factor protector ante futuras posibles dificultades”. 

Texto:
Álvaro Sánchez León

Este artículo ha sido publicado por la Clínica Universidad de Navarra en la revista Noticias.cun.